El primer encuentro del año de Los Pumas no fue como se esperaba. El viento de cola que traían los jugadores de Jaguares no se notó frente a un Gales superior y sólido, que ganó 23 a 10.

Si bien Argentina abrió el marcador a los pocos minutos con un penal de Sánchez. Las expectativas de una victoria fueron desvaneciéndose con el pasar de los minutos. Los Pumas proponían y atacaban, pero la visita estaba muy compenetrada defensivamente y dispuesta a interferir en todos los avances de los locales a través de sus forwards.
Gales fue muy superior. Pescó muchas pelotas y complicó cada posición de contacto. El Dragón fue incisivo y punzante y fue así como llegó el primer try de la tarde en la bandera. Mucho juego de mano para apoyar y sumar de a 7. A partir de ahí, Los Pumas empezaron a caer en reacción. Mientras tanto, Gales se hacía cada vez más fuerte. Así llegaron el primer error en el scrum y la desatención sobre George North que encontró un hueco fácil luego de un line y apoyó bajo la hache. Argentina tuvo una chance de try pero fue invalidada. El marcador terminó 3 a 17 y fue un reflejo de lo que se vivió en el campo de juego.
El complemento fue similar. Gales dominó cómodo y Argentina no encontró la manera de penetrar la defensa y sumar puntos. Pero poco a poco la visita iba estirando la diferencia, y con poco mostraba la superioridad. Aunque Argentina tenía más dominio y movía la pelota, no podía avanzar. Sobre el final, luego de una avanzada a puro coraje, Lezana apoyó un try que acortó la diferencia, pero Gales al final sumó tres más y se llevó el encuentro por 23 a 10.
Los Pumas tuvieron chances y muchas oportunidades de marcar, pero la defensa rival mermó la autoestima y la frustración se adueñó de los de celeste y blanco. Incluso se vio un equipo que no estaba en partido ya que cometieron muchísimas infracciones no forzadas. Aunque se pueden destacar buenos mauls y buena obtención en los lines.
Si bien hay mucho por mejorar de cara al encuentro contra Escocia, sobre todo en el orden defensivo, algunos jugadores tuvieron una gran actuación. Jerónimo De la Fuente fue el mejor nacional. Puso adelante al equipo en cada pelota que tomó. Emiliano Boffelli y Pablo Matera, hasta que salió, fueron puntos altos del equipo. Sin embargo otros jugadores como Sánchez, de altísimo nivel en el 2018, cometió algunos errores sorprendentes para su categoría.

 
share on:
Tomás Deagustini

Tomás Deagustini

Periodista y fan del rugby.
share on: